jueves, noviembre 20, 2003

Generalizaciones

Entre las cosas que más desagradables me resultan están sin duda las generalizaciones, en concreto, las ideas y juicios comunes y preconcebidos ante cosas o colectivos de personas que son demasiado amplios como para poder admitir una única etiqueta. Hago esta aclaración porque tampoco se puede generalizar en las generalizaciones ;), hay algunas con las que incluso estoy de acuerdo, o en las que no veo las consecuencias y efectos negativos que comentaré posteriormente, un ejemplo de las cuales podría ser: "La condena a muerte es siempre una mala opción", pues es una generalización aplicada a algo muy concreto, con lo cual esa valoración común digamos que es simplemente una opinión válida sobre un hecho particular que es susceptible de poder mantenerse sin verse contradecida con frecuencia por la realidad.

La motivación para escribir sobre este tema, me surgió con una generalización de una chica a la que le comenté qué era esto de los blogs cuando pensaba pasarle un link de uno en que había leído hace poco un par de artículos interesantes. Aún sin apenas saber qué eran, ya me dijo: "No me interesan los blogs, no quiero ver ninguno". Esta forma de cerrarse en banda es usual en la gente dada a las generalizaciones, que forman su juicio muchas veces enseguida y sin apenas datos y de nada sirve lo que les puedas decir pues ni van a reconocer que se han precipitado ni un poquito, ni van a cambiar de idea, pues parece que renunciar a su generalización les suponga una especie de trauma o les parezca un signo de debilidad o falta de personalidad. A esta chica, por ejemplo, le comenté que los blogs podían contener toda clase de cosas, desde anécdotas personales hasta artículos de opinión, recetas de cocina, literatura de todo tipo, un libro escrito en directo, vamos, cualquier cosa escrita, que al fin y al cabo, es lo único que de común tienen todos los blogs: ser una colección de escritos. Con lo cual, decir "no me interesan los blogs", viene a ser muy similar a decir que no nos gusta nada que haya sido escrito tras ver una única muestra de texto (bueno, en este caso, ni siquiera había visto una muestra, con lo cual es peor aún...). Todas las contradicciones y absurdos directamente derivables de su afirmación no la hicieron por supuesto cambiar de idea al respecto...

Y es que lo peor de las generalizaciones, es a mi parecer, el funcionamiento de la mente que es capaz de asumir esas generalizaciones tan fácilmente y sin ningún tipo de cuestionamiento ni autocrítica. Es por ello que normalmente quien generaliza no lo hace en una única cosa, sino que tiene toda una serie de generalizaciones acumuladas, que condicionan lo que piensa, lo que dice y cómo actúa. No quiere decir tampoco que sean personas que no se opongan también a algún tipo de generalización, por ejemplo, si oyen "Todos los negros son basura", pues pocos habrá que estén de acuerdo, ya que aunque el problema del racismo siga ahí, la concienciación al respecto que hay en la actualidad ha conseguido un mayoritario sentimiento colectivo en contra del mismo. Pero aún así, es triste pensar que sean necesarios estos factores externos o los valores de la sociedad para que hayan llegado a una conclusión que, de ser conscientes de lo estúpido de la generalización en sí, podrían haber alcanzado de forma inmediata por sí mismos.

Hay incluso generalizaciones ampliamente extendidas, transmitidas por algunos sólo en ocasiones para bromear u observar las reacciones que provocan, pero que en las personas dadas a la generalización tienen bastante potencial de instalarse como fuertes creencias. Ejemplos de ellas pueden ser: "Los hombres sólo quieren sexo", "Las rubias son tontas", "Las mujeres son sensibles y los hombres no", "Las mujeres son el sexo débil", etc. Todas ellas realizan valoraciones sobre colectivos tan amplios que están condenadas a tener miles de excepciones como poco. Sin embargo, quien mantiene sus generalizaciones con obstinada convicción es capaz de negar hasta la extenuación la evidencia de las excepciones más claras, o el grado de verdad que tienen las restantes alternativas, todo por mantener su cómoda generalización. Al fin y al cabo, ese es uno de los principales atractivos de las generalizaciones, pues si fuesen válidas sería muy sencillo valorar y tomar decisiones, ya que no habría que adentrarse en el complicado mundo de los casos particulares.

Un ejemplo muy claro de las trampas de la generalización lo tenemos en otras dos generalizaciones de esas habituales, las archiconocidas: "es que yo soy de letras" o "es que yo soy de ciencias", que son utilizadas incluso en quien no cae de forma habitual en las trampas de la generalización. Quien las mantiene y se escuda en ellas, las utiliza como excusa para no realizar ni aprender un montón de cosas, como si fueran imposibles para ellos. Pero se sea "de ciencias" o "de letras", hay cosas que son básicas para cualquier persona y que no deberían ignorarse escudándose en ese tipo de afirmaciones. Por mucho que se sea de ciencias, no hay que renunciar a saber escribir aunque sea mínimamente bien, al igual que por mucho que se sea de letras es recomendable y asequible saber realizar operaciones básicas con números, aunque sólo sea para que no nos engañen descaradamente con la vuelta al comprar algo...

Yo, por mi parte, prefiero la complejidad de una visión flexible y llena de alternativas, que sea consciente de que cada cosa o cada persona de un grupo o categoría cualquiera siempre tiene sus diferencias y peculiaridades, que es hermosa y fascinante la riqueza de los casos particulares y que no es inteligente extender más allá de lo real el alcance de las propias limitaciones. Y en esta flexibilidad y visión abierta creo que radica la semilla del progreso y la evolución personal...

3 comentarios:

ramon :) dijo...

hola, estoy de acuerdo con lo que dices, nunca es bueno generalizar, siempre hay que ver mas haya. :)

Anónimo dijo...

hola soy unaa amiga que no le gusta generalizar y le gusta ir mas alla de la vida real viendo como estan las cosas en la soiedad creo que debemos ver mas alla de la realidad todos para que asi todos se amos mejores

Ortografía dijo...

Sí, hay que ver más haya, más pino, más abedul...

Para algo se inventó Haya, Halla, Allá, digo yo.